06 abril 2006

El Padrino Segunda parte

Bien, finalmente hemos visto la segunda entrega. ¿Qué se puede decir?. Tópicos, los de siempre, salvo que no creo que sea "mejor" que la primera. Distinta, en acabado (más panorámica, más medios para retratar una sociedad crecida en brazos de la corruptela y el crimen) y en el tono (la desintegración como el motor de la familia Corleone, desde la muerte en Sicilia del padre de Vito, un inmenso De Niro, hasta la trajedia de poder que será la vida de Michael Corleone, un Pachino que simplemente se sale).
Ala, repetid todos: Obra maestra, obra maestra, obra...
Nos queda la tercera, de ingrato recuerdo. Veremos (y veremos si llegamos a verla, pues no pude grabarla... video club habemus...

(de El Padrino, la primera, se dijo, algo, aquí)

1 comentario:

javi dijo...

Obra maestra, obra maestra... Pero individualmente no llega al nivel de la primera, de acuerdo. Ahora bien, la complementa y amplía como ninguna otra segunda parte que yo recuerde, y juntas forman un obrón mayor que la mera suma de sus partes. In my opinion, claro.

Un saludo.

(y me anotó el Dylan meets Scorsese: en tiempos yo era dilanófilo. :))