29 mayo 2006

quién maneja los hilos


Ayer por la noche tuve el placer de lo nuevo, de descubrir una forma de expresarse, transmitir, que simplemente nunca había sido objeto de mi atención.
Las marionetas de Huber cobran vida en un espectáculo sencillo, breves actos para cantantes jazzies, perros juguetones o equilibristas de circo de madera e hilo que, gracias a la pericia del titiritero, asombran en su gestualidad diferenciada: cada "actor" es un mundo de gestos distintos, con vida propia.
Ciertamente increíble: The Hubber Marionettes, desde Estados Unidos. Si tienen ocasión, no lo duden.

No hay comentarios: