03 julio 2007

DINOSAUR JR: BEYOND

En los lejanos ochenta tres parias de la american white trash decidieron formar una banda de influencias hardcore pero con la desidia y la derrota como motores anímicos: nada de “la sobiedad es la culpable” y consignas iracundas, los tres angelitos sonorizaban su encefalograma perezoso con toneladas de ruido sepultando melodías gloriosas. Ralentizanon el hardcore con guitarras totalmente podridas, como los definieron hace lustros. Los tres chicos acabaron odiándose y separándose. La banda se llamaba Dinosaur Jr y desde Bug, del 88, son ya una leyenda del rock alternativo. Los verdaderos Nirvana, los creadores de un sonido y una estética que otros, más fotogénicos, llevaron a Los Cuarenta. Da igual, la banda se había disuelto pero no desaparecido. J Mascis era el cerebro, la voz y la guitarra, y mantuvo el nombre mientras Lou Barlow, bajista fundador, creaba Sebadoh y arrebataba el trono de la popularidad (a niveles underground, se entiende) al joven dinosaurio. Eso tampoco importó a un Mascis de vuelta de todo y cada vez más aburrido de pensar, que seguía a su bola, disolviendo definitivamente la banda y grabando discos a su nombre o como The Frog, pero sin variar el estilo. Murph se mantuvo esporádicamente a las baquetas con Mascis.
Sigue el cuento: el trío original decide, hace un par de años o así, reunirse para dar varios conciertos. Dicen no tragarse, pero también que empiezan a disfrutar el live (donde, como en los viejos tiempos, se cuenta que vuelven a triturar tímpanos con saña) y estar en disposición de grabar juntos, tras casi veinte años de no dirigirse la palabra. Beyond es el disco, Dinosaur Jr. cosecha 2007, y quién nos lo iba a decir, es un retorno a celebrar.
¿Qué podemos destacar tras la escucha de Beyond? Quizá que para el saurio las teorías de la evolución no existen, que estamos ante una continuación natural de Bug, que los noventa y los dosmiles, con su apertura y mezcolanza, no caben en la cabeza de Mascis al pensar en su grupo: esto es rock, indie rock bestia, ruidoso, infecto y sucio. Por supuesto, destacamos también un ramillete de canciones compacto y perfecto, melodías maravillosas envenenadas por muros de distorsiones bien brutas y solos de guitar-garrulo algo más narcisista que antaño (no se lo vamos a tomar a mal, Mascis es un enorme guitarrista), melodías cantadas por ese timbre tan especial de Mascis, entre la desidia y la fragilidad, y alguna pieza de Barlow.
Destacamos, en fin, que un retorno con tan pocas pretensiones y aquejado de un inmovilismo descarado sea, al tiempo, un pedazo de disco a celebrar, y posiblemente una de las reunificaciones más aplaudibles de las que pululan hoy en la escena rock.



Almost Ready, apertura del album, en la tele, en directo, bien troglodita:

4 comentarios:

Ximo dijo...

Recuerdo los tiempos en que estaba enganchado a este estruendoso grupo, que curiosamente había caído en mis manos por puñetera casualidad, al grabarme un amigo unas cintas de los PIXIES, y que tuvo la gran idea de completar con Dinosaur Jr. A partir de ahí, fue rulando entre los amigos, y caímos irremediablemente ante estas dos bandas. Luego vinieron Sebadoh, Pavement, Sonic Youth, y los maravillosos Yo la tengo y Luna.

Señor Punch dijo...

grandes bandas, sí.
Sólo un comentario: si te gustan Luna consigue alo de galaxie 500, el anterior grupo del lider "lunático" y banda de culto im poor tan tí simaaaaa en el indie

Anónimo dijo...

Uno de los mejores grupos de la historia del rock.

Felicidades por tu blog, escribes muy bien.

Señor Punch dijo...

muchísimas gracias, anónimo (escribo ruborizado....)