07 febrero 2008

TORO SALVAJE, de Martin Scorsese

Vista estos días, poco se puede decir sobre esta película en un blog y a vuelapluma (sí, no obstante, podré enlazar un artículo interesante y trabajado, aquí). Pero no sería ésto una bitácora si no me acerco a señalar que verla, tantos años despues de descubrirla, y habiendo olvidado el 90% de la cinta que inmortalizó a La Motta, supuso una experiencia. De nuevo. De Niro como nunca, la fotografía perfecta, los secundarios notables, la música, el empleo del sonido, y la forma de dirigir de Scorsese, ese pulso ya clásico, ese sostenido de planos largos y generales en los que domina la entrada/salida de campo, esa sabiduría también en el plano detalle, o el dominio del tiempo y del tempo (hasta la imagen congelada, cobrando pleno sentido), la elipsis temporal como recurso cinematográfico... todo, carai, es todo.
Toro Salvaje, una puñetera obra maestra.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Hey, que tal? siento no postear tan a menudo pero con las horas que me tiro en el tren pues imagínate... A mi la que me gusta mas del Niro es la de Taxi Driver. sencillamente brutal. Aunque a decir verdad esta de la del Toro no la he visto, asi que la busco . Igual mwe gusta mas. Un saludo. Jordi