26 marzo 2008

un adios a Rafael Azcona

para despedir a un maestro de las palabras, no nos atrevemos a emplear las nuestras, siempre pobres, y cedemos protagonismo a uno de sus enormes diálogos, aquí en Belle Epoque (un fragmento que siempre me ha encantado


Azcona es la pluma tras obras como La Vaquilla, El cochecito, El Bosque ainmado, El pisito o Plácido. Más información aquí.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Era un genio, Autor también de la escopeta nacional. DESCANSE EN PAZ. Jordi