05 noviembre 2009

la más señora de todas las putas, la más puta de todas las señoras

La verdad, viendo las maneras y los bombazos de doña Esperanza Aguirre, uno piensa en esa frase que ideó el Sabin... el innombrable... y que engrandeció la enorme María Jiménez.

Y conste que no lo digo por insultar, sino como alabanza (desde el humor, insisto, no se ofenda nadie) a un animal político de los que no abundan ya, que sabe ser tan sucio como astuto, tan trasnparente como sibilino. Una señora que pasó de ser la boba oficial (¿se acuerdan de su ministerio de cultura, y las mofas del CQC de entonces?) a alguien capaz de poner en jaque a todo el organigrama de su partido, incluido su jefe de obras, el muy cauto (lento, lunar en sus movimientos) Mariano Rajoy (aunque finalmente va a perder la partida, claro... el tablero y las fichas y el libro de instrucciones... no los comanda la doña, sino el mireusté).
Que no la votaría yo ni de coña, y que no, que no... pero que hace las cosas (sus cosas) con dos huevazos así de grandes, sí señora.
Brava (y además, conservadora, CONSERVADORA, sin memeces centroderechistas ni lenguas adláteres en la intimidad... al pan, pan, qué carajo...).

Pero sobre todo, el pollo político actual me viene a huevo para soltar al fin esta bonita foto que guardaba desde hace muchos meses. Ahí la tienen, toda cornamenta.

2 comentarios:

Jose Manuel dijo...

¡Como te has gustao!
¡Que ganitas había!

Octavio B. (señor punch) dijo...

eeerrh... mi no entiende tú :(