07 diciembre 2009

Los Planetas plagian

Es uno de esos temas que se han sacado desde siempre cuando se ataca a los de J. Desde, como poco, su segundo largo, “Pop”, y su apertura (la canción "db"), fusilando sin medida el clásico Chasin’ a bee de Mercury Rev, muchas son las canciones que se han localizado como “inspiradoras”. Yo acabo de escuchar otra, de Etienne Daho





que es literalmente y nota a nota, la melodía de Segundo Premio (canción muy posterior a la francesa, claro).





Plagio.


Pero claro, Los Planetas someten todo hurto a su prisma, a su sonido, de modo que no es tanto el daño. Más allá del calco melódico evidente, nada une Promesses y Segundo Premio. Ni la intensidad de esta tiene que ver con el algodón azucarado de aquella, ni los muros de sonido planetario recuerdan en nada a los adornos pop del francés, sino a su propio universo brumoso e incandescente, sus guitarras en círculos, sus teclados como muros impenetrables, sus tremendas bases (gran batería, Erik, también de Lagartija Nik).
Es curioso; si en el folk, en la música clásica, o en la música electrónica el hurto no está mal considerado, ¿por qué en el rock no ocurre lo mismo? ¿por qué se esconde bajo la alfombra que bandas como The Jesus and Mary Chain hicieron Darklands (1987) como una reverberación de sonidos ajenos (Stones, Cohen, Lou Reed…), o se acusa con cegadora ira a quien nunca ha escondido que toma para completar sus puzzles sonoros de aquí y de allá? De hecho Los Planetas han hablado sin prejuicios del tema en entrevistas, e incluso un libro (autorizado) sobre el grupo lista los muchos y muy posibles “préstamos” (me refiero a “La verdadera historia”, del que les hablo por comentarios de terceros, ya que no lo he leido, si bien me han dicho que, efectivamente, se incluye un capítulo donde señalan los “plagios” –u homenajes, ya saben-). Es natural, porque el guiso resultante es 100% Los Panetas, pasando a segundo plano la procedencia melódica y destacando tanto las letras como, sobre todo, los intrasferibles climas sonoros de su noise.

En fin, sirva todo esto como reflexión más general: ¿por qué nos vale el corta y pega de la electrónica o del rap vía sampler, o los calcos a plantilla del renacimiento sacro, y no aceptamos que en pop y rock una melodía sea arrastrada a otro contexto sin pudor?
Y en todo caso, ¿cuándo hablamos de plagio y cuándo éste contamina hasta devaluar?


Por ahora les enlazo, imparcial a tope, dos artículos sobre el grupo: uno (del 2000, o así; viejuno) A FAVOR, y otro (también canoso, de 2005) EN CONTRA. En el primero, repescado del fancine Mondo Brutto, con más datos de interés sobre el asunto que titula este post -en la "razón 2"-, en el segundo, bastantes insultos -maquillados, pero insultos- a todo el que no piensa como el escriba y lee a gusto el Rockdelux y disfruta de Los Planetas,.

Y otro día hablamos de Cuatro Palos, lo nuevo de la banda de Granada, por supuesto.

12 comentarios:

Int dijo...

En estos tiempos postmodernos que vivimos hablar de plagio es un poco absurdo. Aunque, claro, hay que diferenciar PLAGIO de plagio. Es decir, plagio por pereza (o falta de talento)de proyección meramente crematística; o plagio como recurso casi sentimental o arqueológico: nada me parece más fascinante que utilizar un elemento creado para un fin y darle la vuelta y convertirlo en otra cosa. Que se lo digan a Tarantino (o a los Coen).

El arte puro, hoy en día, no existe. Y el ate es un monstruo de Frankenstein hecho de remiendos y costuras mejor o peor hiladas. ¿Cómo distinguir el hurto creativo del robo vulgar? Yo lo tengo claro: cuando la emoción se abre a través del artificio es que ahí hay "algo" (y ahí está Since I Left You, de The Avalanche, si no me creen).

¡Un saludo!

elblogdeint.blogspot.com/

Octavio B. (señor punch) dijo...

mis aplausos más ruidosos, int, sí señor (ah, Avalanches... pensar que me los perdí en el FIB porque me quedé dormido en el chill out... llegué a verlos decir by todos sonrientes, nada más :P

toni bascoy dijo...

Supongo que el rock es visto como uno de los últimnos bastiones del romanticismo, del individualismo, y no como lo que es, un corta y pega que mezcla, desde sus orígenes, elementos del blues, del country, del folk irlandés, de la música tradicional hawaiana y mil más. Cada vez, sin enbargo, a medida que los rockeros van envejeciendo (Dylan, Young...) se van viendo más como conpendios de tradición, como eslabones de la cadena de la música popular.
Por otro lado, que difícil compaginar el ruido y la furia de los derechos de autor con todo esto.

Ollo de Vidro dijo...

Pero "db" no se titulaba así precisamente en alusión a David "Mercury Rev" Baker?

Octavio B. (señor punch) dijo...

Exacto, Ollo, y por tanto esa es otra pista: La música como (bien dicho, toni, una cadena de la que tomar para provocar un juego con el escuchante. En este sentido lo de DB era un acertijo (fácil) y el tema (reviano 100%)la pista para resolverlo.
¿Plagio o juego, no?

narf dijo...

...plagio es si no seindicca la procedencia o composicione del original...Si en la musica clasica se hace siempre se indica...("variaciones sobrre un tema de...,etc)..en el rock no hay plagio, sino egos desorbitados

Octavio B. (señor punch) dijo...

no es el debate, aunque pienso que una cosa son las variaciones, y otras las plantillas iconográficas que simplemente circulaban por todo el arte europeo.
En todo caso, quedó apuntado, en el s XXI hablamos de posmodernismo y el concepto de "copia" está siendo transformado radicalmente. Yesto lo podemos aplicar a música como a pintura o literatura, me da lo mismo. Ejemplo: Sandman, el cómic, liba de tantas fuentes que da mareos pensar en censarlas todas. pero no se acude a la acusación de plagio para hablar de Sandman (o de algunos de sus relatos cortos, y me vienen varios a la cabeza que simplemente trasladan historias del folklore al universo del autor)

damagum dijo...

que mal suena eso de plagio. Los Planetas han sabido poner el flamenco en su esencia y sin dejar de ser ellos mismos. Cierto es que la melodía es muy parecida, pero como bien dices, es dificil de hablar de plagio en los Planetas, que habla del tema sin reparos, y que hacen muy suyo cualquier cosa.

EN el FIB abrieron con ella, joder.

Saludos, buen blog!

David dijo...

Vaya tela...
Lo que hay que oír...

Octavio B. (señor punch) dijo...

¡un aplauso para el razonamiento de David! (venga, jefe, puedes mejorarlo, ¿no?¿con argumentos quizá? sería mejor para debatir algo, y personalmente respeto la discrepancia)

Dani dijo...

Lo de estas canciones ya es un cuento muy viejo... maravillosos los dos temas.

NaoBerlin dijo...

DB es un plagio descarado de Chasing a Bee de Mercury Rev... Descarado es decir poco.