27 abril 2012

LOS EVANGELISTAS, Homenaje a Morente


Con la producción de Martin Glover, ex Killing Joke y demiurgo en obras de U2 o Depeche Mode, Los Evangelistas levantan una catedral rock para cantar el requiem noise final al genio Morente. Empacado dentro de un cuadro de la viuda del cantaor y con colaboraciones como el quejío de Carmen Linares en la seguidilla “Delante de mi madre” y, cuidao, la Hija del Padre, una Soleá Morente que hace llorar al flamenco en pleno, este disco es una despedida grave, dolorida, un emocionado quitarse el sombrero ante el legado de alguien que cambió la visión de un grupo de artistas. 'Los Evangelistas' son fusión de Planetas y Lagartija Nick. Suenan más a los primeros, pero no son Los Planetas. Aferrada la banda a temas de Morente, desprendidos de todo atisbo de luz melódica, entregan un disco sumergido en mantras psicodélicos (sumergido, digo, que no enfangado ni hundido), como la cara más difícil y oscura del psychojondo planetario, como lo más electrificado de "Omega", rojo-sangre y negro-nada. Lamento, pero también canto a la inmortalidad del legado de Enrique Morente.
Ruido y ritmo de letanía, de paso fúnebre. Voces tañendo entre interferencias sonoras, oscuridad. Antonio Arias (Lagartija Nick) y J (Los Planetas) se reparten las tareas vocales. Va en gustos quién prefieres, pero donde destacan es en el empaste de ambas voces en temas como "Donde pones el alma", que cierra este disco luctuoso poniendo brillo y esperanza. No es el único tema luminoso, pero son esos golpes de luz tan solo pequeños faros en un mar triste y oscuro.
Un disco valiente y difícil, más difícil, sí, que los últimos de Los Planetas (no se encuentran aquí melodías pizpiretas como las de "Soy un pobre granaino" o "Alegrías del incendio") y que apasionará sobre todo a quien se rinde a temas como "Los poetas" o "El canto del Bute" antes que con "Qué puedo hacer".


Los Evangelistas con Estrella Morente:

No hay comentarios: