07 junio 2014

El Jueves, más.

"El Jueves se autocensura", ya son varias las veces que veo/escucho esta frase estos días, y no sé, pero yo no lo veo.
"El Jueves se ha vendido", puede ser el titular. Hace años y a RBA. Pero ahora son de RBA, RBA es su cúpula con poder decisorio, y decide retirar un huevo de copias de la revista antes de repartirla, cuando la tienen a punto e impresa.
Me parece que acusar a El Jueves de, no sé, cobardes, autocensurados, no es lo suyo. El problema es otro, es estar en un barco mayor y que ese barco, sí, obedece a intereses y poderes que a la que le dicen, "haz esto" "no hagas esto", obedecen caiga quien caiga. Estamos pues ante el tema del do it yourself o atente a las consecuencias. Lamentablemente, dentro de las "consecuencias" no debía contemplarse un ataque a un derecho fundamental (Título Primero d la carta magna) de nuestra constitución, el que cita el artículo 20. Dicho artículo proclama el derecho a "expresar y difundir libremente los pensamientos, ideas y opiniones mediante la palabra, el escrito o cualquier otro medio de reproducción." Y además añade que "El ejercicio de estos derechos no puede restringirse mediante ningún tipo de censura previa".

Otro asunto feo, muy de redes sociales y muy de estrechez de miras es cierta ola acusatoria dirigida hacia los autores que permanecen en el seno de la revista. Cierto es que los "caídos" aquí lo que están es demostrando una dignidad, una ética y unos cojones (remember: colaborar en El Jueves, sueldo fijo, etc.) que hay que aplaudir y apoyar. Pero hacia quienes quedan en la revista solo cabe el respeto absoluto (remember: colaborar en El Jueves, sueldo fijo, etc.) La vida es más compleja que un perfil de Facebook, cada cual obra según los motivos que esa complejidad le proporciona, y solo cabe apoyarles también, y desear que ojalá consigan hacer de El Jueves lo que tiene que ser El Jueves.