22 julio 2015

Marvel's Daredevil: la escena de la pelea del pasillo

Estoy comenzando a ver, con sorprendente placer (por inesperado, porque me está gustando más de lo que pensaba) Daredevil, del canal Netfix.
Habrá momento para tratar el tema (he visto dos episodios nada más), pero digamos aquí, ya, que la famosa pelea en el pasillo lo es, famosa, con justicia: me parece tremenda, un plano sostenido, sin piruetas, un alarde de contención que trascribe mejor que cualquier grúa loca una tensión sórdida necesaria para la escena (solo diré que los malos están haciendo una cosa muy chunga) donde el fuera de campo juega un papel tan importante como la coreografía pugilística. Creo que desde Old Boy no me gustaba tanto una escena de acción.

Además la dirección de actores es fabulosa, acerca el concepto "pijamero" al modelo de Miller (más el del gastado Batman crepuscular y sus achaques, que al acróbata ciego de las mil piruetas), cada acción tiene la consecuencia inmediata de un agotamiento físico en Daredevil que sencillamente potencia la tensión. Esto no es como Vengadores, una (excelente) montaña rusa de acción fantastique, si no la versión más o menos verista de un justiciero a ras de suelo. Plasmado fabulosamente en ejemplos como esta "andanada de hostias".

 

2 comentarios:

laesti dijo...

Maravillosa la escena del pasillo. Maravillosas las peleas (y mira que me suelen aburrir). Maravilloso el villano. Y maravilloso y bellísimo su protagonista.
Aviso, eso sí, que en los últimos capítulos la cosa decae un poco. Pero la serie está a años luz de "Flash", "Agentes de Shield" y todas estas series de superhéroes infantiloides y tontorronas.

laesti dijo...

Yo también conozco a los camarones como quisquillas, ¡no estás solo en el mundo!

Y la pesca a caballo me parece total. Aún sería mejor si sustituyeran a los caballos por ponys. O mejor aún, por burritos. Quizá no sea muy práctico, pero pintoresco...