23 diciembre 2017

Godspeed You! Black Emperor: "Luciferian Towers"


Desde la apertura, "Undoing a Luciferian Towers", no hay duda de que GY!BE siguen en sus trece, ajenos a las presuntas necesidades que el mercado exige a los músicos de rock: cada cierto tiempo, ellos sacan material. Más material. Sin más. En una suerte de opus  a lo conciertos barrocos. Concierto para banda de rock y cuerdas nº...

La radicalidad del colectivo canadiense consigue que lo que en otros (en todos) pudiera pasar por inmobilismo, en ellos sea un modus operandi natural y propio de su política vital (ya sabéis, anarkos). Si quieres contra giros estailísticos vete a ver qué está haciendo Damon Albran; Godpeed juegan en otra liga. Una que quizá solo compartan con los últimos Swans (aunque Michael Gira está a punto de disolver esta formación y dar su propio cambio de timón, los últimos cuatro discos de Swans pueden recordar al continuum que son los seis trabajos de Black Emperor).

Así que marcadas las cartas, bueno, podemos advertir en Luciferian Towers un poso ocasionalmente más remansado, como si el aluvión de su música-río hubiera alcanzado un estuario más o menos apacible, por momentos. Aunque "Undoing a Luciferian Towers" abre con siete minutos repletos de peñascos y turbulentas cascadas, "Anthem for No State" o "Farm" son piezas más sujetas que nunca a cierto sentido de la melodía y la placidez.

Con todo, lo mejor de este disco es "Bosses Hang", casi quince minutos divididos en tres partes que vuelven a recordar, con unos crescendos apabullantes entre violines, guitarras eléctricas en tromba y percusiones al límite, porqué son unos emperadores del post rock. Aún.

No hay comentarios: